Dedicarte a tu pasión o aportar valor | TuCoach en Barcelona

¿Dedicarte a tu pasión o aportar valor?

Dedicarse a tu pasión lleva estando de moda bastante tiempo. Es un eslogan tan atrayente que muchos lo han adoptado, porque nos acerca a un ideal que todos tenemos en mente. Pero dedicarse a tu pasión sin más puede no ser necesariamente la decisión acertada para tener una carrera profesional de éxito.

 Sin embargo, dedicarse a algo que aporte valor a los demás sin que sintamos pasión o vocación quizá tampoco conduzca a la realización profesional. Veamos pues cuál puede ser la respuesta a la pregunta:

¿Cómo podría encontrar realización en mi carrera profesional?

Dedicarte a tu pasión te puede llevar a fracasar profesionalmente

 Desde hace tiempo he escuchado atentamente los mensajes que de una manera u otra llamaban a “seguir tu pasión”. Y me preguntaba: ¿Cuál es mi pasión? A veces me quedaba en blanco y otras me venían muchos intereses a la cabeza, sin saber cuál debía elegir. Además, depende de qué momento de mi vida, reconozco que he tenido intereses distintos.

Y por si fuera poco, para añadir más confusión, llegaba más de una vez a la conclusión de que lo que me gustaba no era siempre compatible con mis habilidades y competencias. Cierto es que podemos mejorar, pero cada persona es más o menos apta para unas cosas que para otras. Simplemente esperar que todo nos vaya bien en un trabajo porque es lo que nos apasiona es como menos ser bastante ingenuo. Cuando se trata de “ganarse la vida” en el sentido de poder vivir de ello, no basta con hacer lo que nos gusta sin más, porque entonces hablaríamos simplemente de un hobby.

Para que otros puedan beneficiarse de lo que hacemos, tenemos que pensar qué es lo que podemos aportar de valor, de manera que resuelva un problema o satisfaga una necesidad. ¿Significa esto que no debemos apostar por lo que nos apasiona? Pues tampoco es así exactamente. Por supuesto que podríamos dedicarnos a una actividad que nos apasione, pero solo si puede aportar un valor a otros.

En otro caso, no podríamos vivir de ello, y sería más bien un hobby que un trabajo. Es por este motivo que el requisito es que se nos de especialmente bien lo que hacemos para que podamos tener éxito personal y profesional en la carrera elegida.

Un trabajo es satisfactorio cuando tiene un significado para nosotros. Si lo que hacemos no aporta ningún valor a los demás, ¿cómo puede reportar algún reconocimiento e ingresos? Evidentemente, de ninguna forma. Lo que hacemos para con nosotros forma parte de nuestros hobbies, y está muy bien que disfrutemos de ellos. Otra cosa es lo que hacemos como profesionales que se dedican a ayudar a otros de alguna forma.

Dedícate a algo que aporte valor a otros y por lo que puedas sentir pasión

 En realidad, podemos hacer algo que se nos de bien porque tengamos las habilidades necesarias y además sentir pasión por ello. A través de encontrar significado en lo que hacemos, ya que logramos construir un mundo mejor y solucionar los problemas de los demás, es que podemos llegar a sentirnos realizados con nuestro trabajo.

No nos olvidemos que al no ser un hobby, no siempre vamos a hacerlo cuando queramos, sino cuando los demás lo requieran. Muchos conocen la frase de Confucio que se ha hecho tan popular:

Elige un trabajo que te guste y no tendrás que trabajar ni un día de tu vida”.

dedícate a algo que aporte valor a los demásEs así de conocida porque forma parte de los esloganes tan atrayentes que todo el mundo quiere “comprar”. Suena muy bien pero no es acorde a la realidad. Un trabajo no se realiza solo cuando nos apetece, sino siempre que hace falta. Algunas personas se encuentran con que empiezan a trabajar en algo que en principio les apasiona y se encuentran que no les apasiona hacerlo siempre. Pueden preguntarse: ¿Es en realidad lo que quiero hacer? La respuesta no tiene porqué ser negativa, sino simplemente reconocer que un trabajo es un trabajo, y no un hobby.

Algo que aporte valor a los demás es la clave que explica que profesores, psicólogos y coaches se sientan realizados con su trabajo. Claro que hay más profesionales que pueden sentirse satisfechos con sus respectivos trabajos, pero es cierto que algunas profesiones tienen un índice mayor de satisfacción que otras.

Los que trabajamos en estas profesiones no siempre sentimos la misma pasión ni deseamos dedicarnos siempre las veinticuatro horas del día. También nos gusta disponer de tiempo libre para hacer otras cosas, y lo cierto es que muchas veces disfrutamos con esas cosas. Igualmente es verdad que a veces preferimos realizar otras actividades en lugar de trabajar, aunque evidentemente nos guste lo que hacemos. Al fin y al cabo, todos somos personas con nuestras necesidades, y la satisfacción con nuestra profesión es una de ellas, pero para muchos no es la única.

En lo que concierne al Coaching de Carrera, no deberíamos olvidar que tenemos que encontrar algo que aporte valor a los demás y por lo que podamos sentir pasión. Si falta alguno de estos dos componentes, entonces no puede funcionar para construir esa carrera profesional exitosa. No obstante, no despreciemos la importancia de la pasión, ya que lograr lo que deseamos requiere de una gran motivación y perseverancia, y muchas veces eso es lo que marca la diferencia para triunfar al final.

¿Piensas que seguir tu pasión es lo único que importa? ¿Qué importancia crees que tiene aportar valor a los demás para tener éxito?

Si te ha gustado, compártelo en tu red
Social tagging: > > > > > >

Deja un comentario

Follow

Get every new post on this blog delivered to your Inbox.

Join other followers: