La Comunicación Asertiva

comunicación asertiva

La comunicación asertiva nos ayuda a hacer valer nuestros derechos, lo cual es necesario para desenvolvernos en nuestra vida social y conseguir nuestros objetivos en la vida. Nada ganamos con ser sumisos y aceptar todo, porque perdemos el respeto de los demás y acabamos por ser pisoteados. Si no deseas ser “la alfombra” de nadie, mejor opta por cambiar. Ahora bien, si estás en el otro extremo, el de las personas que solo piensan en sí mismas, aquellas que quieren estar siempre por encima de los demás y no los tratan con respeto, tus relaciones acabarán por resentirse tarde o temprano, a menos que empieces a utilizar la comunicación asertiva. Con el tiempo, pocas relaciones laborales o personales duran si no hay cierto equilibrio entre lo que se da y lo que se recibe, entre respetar y ser respetado, y entre los intereses de uno y los del otro.

Ninguna pareja o amistad basada en la sumisión del otro lleva a una relación sana. Por ello hace falta la comunicación asertiva, aquella comunicación efectiva que retroalimente dicha relación. El sumiso no consigue nunca lo que desea y esa insatisfacción es muy peligrosa. Mientras que el agresivo consigue siempre todo lo que quiere, puede parecerle que todo es perfecto para él o ella. Sin embargo, se trata de una anomalía insostenible para dos personas sanas. La única forma de que se sostenga es que tratemos con personas enfermas, porque incluso la persona agresiva puede cansarse del sumiso cuando siempre acepta todo, no tiene respeto por él mismo y no expresa su opinión.

En las relaciones laborales la comunicación asertiva es fundamental. Aunque haya una relación desigual en el caso de jefe y empleado, por la posición que cada uno ocupa en la organización, una relación de sumisión y falta de respeto no puede conducir a que el trabajador esté motivado ni se encuentre de ánimo para dar lo mejor de sí mismo. Además, la comunicación asertiva entre los compañeros de trabajo facilita el trabajo en equipo y la colaboración mútua, posibilitando una vida profesional más satisfactoria.

La comunicación asertiva es la solución a estos extremos y situaciones anómalas, carentes de humanidad y perjudiciales para el desarrollo de relaciones sanas y entornos de colaboración propicios para el entendimiento, la motivación y la productividad.

La asertividad es la habilidad social que facilita el éxito en las relaciones personales y profesionales y se ejerce mediante un serie de derechos, llamados derechos asertivos que favorecen además la Autoestima de las personas. Mediante el coaching se trabaja también el desarrollo de la asertividad para mantener una comunicación asertiva y conseguir el anhelado éxito profesional.

Te presento en este vídeo los derechos asertivos que puedes hacer valer cuando te hagan falta para desarrollar una comunicación asertiva:

Vía|About.com

Imagen cortesía de Stuart Miles|Freedigitalphotos.net

Si te ha gustado, compártelo en tu red
Social tagging: > > > > > > > > > > >

Deja un comentario

Follow

Get every new post on this blog delivered to your Inbox.

Join other followers: